La Pedrera: “es el Carnaval de cada uno”

0
294

Se calcula que unas 20.000 personas vivieron el Carnaval de La Pedrera.

Nilsa Alves, Comisión de Turismo de La Pedrera

Se dice que había tanta gente que algunos se fueron a La Paloma, que también quedó absolutamente colmada de personas. Fue muchísimo el público que estuvo en toda esa zona de Rocha en este fin de semana largo de Carnaval.El martes en la noche volvía tanta gente desde Rocha que en la Ruta 9, sobre el peaje de Laguna Garzón tuvieron que levantar las barreras; se perdieron de cobrar el peaje a un montón de gente que pasaron desde las 18.30 a las 20.00 horas.

Para conocer cómo se vivió este feriado de Carnaval en Rocha conversamos con Nilsa Alves, presidenta de la Comisión de Fomento y Turismo de La Paloma y de La Pedrera.

 

Alejandro Landoni — La Pedrera creo que es el balneario más antiguo que hay en el Uruguay. Tiene una larguísima tradición; sin embargo, estos años está como de moda.

Nilsa Alves — Como preferido, digamos.

A.L. — Exactamente. ¿Cómo se explica esta onda?

N.A. — Pienso que el lugar es muy apropiado para que tenga esa onda. Se lo merece. Yo me vine desde Montevideo a vivir hace ocho años. Es un lugar estratégico; todo queda cerca. Acá no hay mucha diversión, pero si un día querés salir a 150 quilómetros está Punta del Este; a poco más de 100 quilómetros está El Chuy; no hay grandes distancias desde La Pedrera. Usted puede vivir acá tranquilo y tener muy buenos servicios a poca distancia.Pienso que eso esa es una de las formas en que explica por qué va tanta gente a La Pedrera.

En la sociedad uruguaya debe de haber una necesidad de la expresión propia, porque el Carnaval de La Pedrera yo digo que es el Carnaval de cada uno; porque si usted dice que va al Carnaval para mirar el desfile, las carrozas, las reinas… no, acá no existe nada de eso. Acá no existe desfile, trajes, parodistas… no, no, cada uno hace su propio carnaval y se disfraza con lo que tiene o con lo que le gusta.Su música; los amigos, los grupos, es muy particular el Carnaval de La Pedrera.

A.L. — Estuve leyendo una nota del diario Del Este donde hablaba también del éxito y coincidía con usted; le ponía un término a eso que usted mencionaba como “la expresión propia” y decían que el éxito del carnaval en La Pedrera es que era un carnaval “desorganizado”.

N.A. — Sí, sí… Hay veces que en la vida diaria estamos tan limitados y tan con todo tan ordenadito que hay como en la humanidad una necesidad de decir “bueno, nadie me ordena, nadie me dice dónde me paro, ni qué uso, ni qué me pongo, ni qué nada… eso es mi Carnaval”.No es que sólo habían uruguayos; había muchísimos extranjeros que viene pura y exclusivamente al Carnaval de La Pedrera.

A.L. — Eso es un fenómeno bien interesante. Habían muchísimos brasileros como un buena parte del país también.

N.A. — Sí, y lo curioso no es que vino el brasilero de la familia. No, venían brasileros jóvenes. Usted sabe que los carnavales en Brasil son famosísimos, son hermosos y sin embargo, muchos prefieren el Carnaval de La Pedrera.

Es realmente exitoso el Carnaval de La Pedrera y algo que me gustaría destacar porque no se da en todos los lugares; siempre que hay tanto aglutinamiento de gente, siempre hay grandes problemas porque hay miles y miles de personas.Sin embargo, en La Pedrera es tal la onda que tiene cada persona; cual es su sentimiento cuando llega aquí que no hay problemas, no hay líos, no hay peleas. Se paran todos frente a la Comisaría… igual entran a la Comisaría… Eso es el Carnaval de La Pedrera.

A.L. — Leí en distintos medios que no había habido ningún incidente y que la Policía había vigilado pero había hecho su misión en forma silenciosa.

N.A. — De cualquiera manera, le digo que no es que la Policía no estuviera. Había muchísima Policía de particular. La seguridad estaba en forma que no se notaba porque no tenían uniforme pero realmente la Policía armó un plan estratégico para toda esta fiesta, sin dudas.

A.L. — Es interesante sobre todo saber que no fue necesario que utilizaran la fuerza porque no hubo problemas.

N.A. — No vienen a pelear; se vienen a divertir. La gente no viene a pelear; sólo a divertirse… a hacer su Carnaval propio.A veces están tan estructurados en la vida con todas las cosas que tenemos que hacer y con todas las cargas sociales que debemos cumplir que llega un momento que la persona se dice “bueno, tres días son míos y me los tomo… es mi Carnaval”. Es una expresión así.

A.L. — Se escuchó en La Paloma a varios vecinos de los veteranos que buscan la tranquilidad, quejarse por ruidos de música y también los horarios de los jóvenes.

¿Cómo vive esta situación desde su lugar de operadora turística y como presidenta de esta Comisión de Fomento y Turismo de La Pedrera y de La Paloma?

N.A. — Claro, siempre pienso que las cosas no tienen que ser muy extremas. Todos debemos conciliar. Lo que pasa es que los operadores turísticos, los comerciantes, y las personas adultas vienen de repente con el ánimo de descansar. Nosotros los operadores estamos trabajando todo el día y tenemos ganas de dormir un poquito, pero debemos conciliar porque si estamos con la idea del turismo creo que también hay que pensar qué cosas trae el turismo. Trae esas cosas.A veces pienso, cuando por ejemplo nos dedicamos al campo hay veces que hay plagas que nos traen cosas negativas y cosas a trabajar y bueno, … esa es otra área, el área del turismo entonces, veamos lo qué trae el turismo; veamos cómo lo minimizamos, pero no por eso vamos a dejar de sonreír.

Pienso que hay que conciliar y hay que matizar un poco, y sobre todo nosotros los residentes tenemos que pensar que es muy breve el tiempo de la temporada y nadie desfallece por ese tiempo, porque luego tenemos diez meses para descansar.

A.L. — ¿Cómo estuvo el tema de los servicios con esta afluencia tan grande de gente en estos días?Leí que sólo la empresa Rutas del Sol puso 61 ómnibus y que transportaron a 2.500 personas.

N.A. — Fui al supermercado y no había problema con lo que había de compras… nadie estaba quejándose de que no había productos.Creo que estaba todo muy previsto, sobre todo acá en Carnaval hay un gran consumo de alcohol, — para mi gusto es un poco exagerado — , pero eso a veces trae que a la alegría de la gente lo matiza con un trago más o menos, ¿no? Hay personas a las que les gusta divertirse así y debemos de respetarlo y si ellos mantienen su postura de no pelear, armar lío y estar tranquilos, entonces creo que no molesta tanto.

A.L. — Vio bien los servicios a pesar del aluvión de gente.

N.A. — Sí, ya con la experiencia del año anterior, este año se previno un poco más.Claro, le diré que a veces es tan grande la avalancha que por más que prevenga, a veces algo o algún artículo falta, pero no es que digan “Quedamos desabastecidos”… No, no pasó eso.

No hay comentarios

Dejar respuesta