«El mercado no está viendo ningún riesgo en ningún partido político»

0
935

El corredor de bolsa Pablo Montaldo profundiza en cómo pueden impactar en la economía las elecciones nacionales de octubre.

Para el contador, uno de los técnicos consultados por el Banco Central del Uruguay, las tendencias de los mercados se mantuvieron luego de las elecciones internas. Montaldo señaló que a las inversiones “importantes para el país” las va a aceptar cualquier partido político que tenga chances de gobernar, pero opinó que sí algunos matices entre los partidos políticos en cuanto a la conveniencia de ciertas inversiones en función de las “estrategias país”.

Las pasadas elecciones internas definieron nuevos mapas políticos en los partidos de nuestro país. Los resultados de las elecciones en cada partido ¿han tenido algún tipo de incidencia sobre la economía uruguaya? En Argentina por ejemplo, dicen los analistas que sí tienen impacto en la economía los resultados electorales. En el vecino país el pasado fin de semana hubo elecciones legislativas y el resultado determinó que el Frente para la Victoria — que es el grupo que representa a la familia Kirchner y a sus seguidores —, perdiera la mayoría en ambas Cámaras. El lunes 29 las cotizaciones de las Bolsas aumentaron en Argentina y hubo casos particulares, por ejemplo, una empresa que se vio beneficiada fue el Grupo Clarín, ya que sus acciones aumentaron un 30% ese día.

Hay que recordar que el gobierno argentino había acusado reiteradas veces a este grupo de prensa de actuar en su contra. Juan Dietrich, analista de Capital Markets de Argentina, dijo que hubo una recuperación de aquellas empresas que se vieron beneficiadas por la limitación del poder del oficialismo argentino. Es decir que muchos consideran que en función de los resultados electorales hubo cambios en la economía.

¿En Uruguay puede haber pasado algo similar? En la siguiente entrevista el contador Pablo Montaldo, corredor de Bolsa y analista consultado por el Banco Central del Uruguay, profundiza sobre este tema. 

Alejandro Landoni — Como analista y corredor de Bolsa, ¿vio algún tipo de incidencia por el resultado de las elecciones internas en la economía uruguaya?  

Pablo Montaldo — Lo que en principio pensamos es que la incidencia en la economía uruguaya si la hubo, fue mínima. Las tendencias que se venían manifestando desde antes de las elecciones prácticamente se mantuvieron y no se vio gran repercusión en el mercado.  

A.L. — El Semanario “Búsqueda” señala que la buena votación del Partido Nacional habría incidido en que aumentaran de precio los bonos globales de nuestro país. Dicen: “Los precios de los bonos globales uruguayos subieron más que los de otros países considerados emergentes”, según le comentó a “Búsqueda” un operador. Si bien el precio bajó al día siguiente, el miércoles volvió a aumentar ligeramente. ¿Usted considera que en realidad, no habría sido por el resultado de las elecciones? ¿Por qué se podría haber dado este fenómeno?

P.M. — No, el precio de los bonos ya venía subiendo desde la semana anterior marcadamente, habían tocado un mínimo el 22 de junio y después a partir de ahí habían empezado a subir, y siguen subiendo hasta el día de hoy con los altibajos normales del mercado. Venían subiendo de antes porque básicamente están siguiendo una tendencia internacional: los bonos en general han subido porque a su vez se ha “ralentizado” (enlentecido) el mercado accionario. Entonces, como el mercado accionario estaba levemente a la baja, de alguna manera el mercado de bonos se potenció en todas partes del mundo, con matices. Incluso los bonos americanos vienen subiendo desde el 11 de junio, o sea que este es un fenómeno internacional. Personalmente no creo que haya que atribuirlo específicamente al resultado de la elección interna.  

A.L. — Entonces, ¿si hubo algún tipo de incidencia, fue mínima?  

P.M. — Quizás puede haber colaborado un poco. Si el resultado hubiera sido otro, por ejemplo — sin desmerecer ninguna postura —; si el Frente Amplio hubiera votado mucho mejor y Mujica hubiera votado mucho mejor, capaz que hubiera sido distinta la situación. Pero tampoco… desde antes, el mercado no estaba viendo ningún riesgo en ese sentido. El mercado no está viendo ningún riesgo en ningún partido político.Esa es la verdad, nos guste o no nos guste. El mercado no lo está percibiendo.  

A.L. — Es importante lo que dice. No detecta ningún tipo de incertidumbre cuando ya están elegidos los candidatos para las elecciones nacionales.  

P.M. — No. Ni antes, ni ahora. Pero no es que sólo no lo detecto yo. No es una opinión mía; es el mercado. Antes de la elección ya el mercado se había tonificado, y si hubiera realmente alguna incertidumbre, el mercado ya lo estaría anticipando. Una de las ventajas que tienen los mercados es que generalmente se anticipan a determinados hechos, y a través de los precios o de las tasas de interés, de alguna manera van reflejando esa incertidumbre que los agentes perciben y acá el mercado no lo estaba reflejando. Quiere decir que el mercado, los agentes —en Uruguay, los agentes son los grandes inversores; los emisores; los Bancos; los corredores de Bolsa —; no lo estaban percibiendo.  

A.L. — Usted entonces, no le recomendaría a las personas que esperaran hasta diciembre para decidir si invierten o no.  

P.M. — Ahí estamos tocando un tema más polémico. Una cosa es una inversión financiera y otra cosa es una inversión real. Tienen características diferentes. Acá no han nadie que esté pensando (salvo algún trasnochado, que lo hubo), que Uruguay va a dejar de pagar la deuda o cosas por el estilo. Hubo alguna declaración de algún dirigente de menor trascendencia, pero no hay nadie que esté pensando hacer lo que hizo por ejemplo Ecuador, de declarar default y después comprar los bonos a precio de default. No hay nadie, nadie en ningún partido político con chance de gobernar (que piense en eso), capaz que en algún partido menor.

En las inversiones financieras, no hay nadie pensando en estatizar la Banca. Son cosas que capaz que en otra época se sostenían, pero ahora no creo que lo sostenga nadie. Por lo menos, públicamente no lo ha dicho nadie.Entonces, para las inversiones financieras todo el mundo piensa que el clima y las reglas de juego van a ser aproximadamente las mismas que las de hoy. Distinto es para las inversiones en el campo real porque ahí sí, me da la impresión de que ha habido matices. Por ejemplo, el tema de la tenencia de la tierra; seleccionar inversores en función de determinados planes estratégicos del país. Ahí sí puede haber matices entre los distintos partidos o candidatos, donde si alguno tiene una inversión de algún tipo en particular, con algún gobierno le sea un poco más fácil que con otro. Pero en el campo financiero, la incertidumbre no está.  

A.L. — En el tema de las inversiones reales, ahí sí habría que hacer un compás de espera ¿o no?  

P.M. — No sé. Depende de qué tipo de inversión. El gobierno actual ha sido muy abierto a la inversión en general. La nueva reglamentación de la Ley de Inversiones es muy beneficiosa y muy atractiva. Ha defendido a todas las grandes inversiones que han venido a Uruguay, (desde Botnia para empezar), pero también todas las otras. Últimamente ha habido alguna manifestación. Yo cité dos ejemplos, pero se podrían poner otros, por ejemplo: el tema de la limitación a la tenencia de la tierra en zonas de frontera; priorizar determinadas inversiones en función de determinadas estrategias-país.

Capaz que sí hay un cambio o matiz en ese sentido y si uno está pensando en alguna inversión que puede caer en alguna de esas cosas, quizás convenga esperar. No sé, porque tampoco está muy claro y se dicen cosas que todavía son un poco vagas. Habría que escuchar y sintonizar fino y quizás hablar con los protagonistas para ver. Porque un inversor que va a invertir acá, puede tener acceso a un candidato y decirle: “¿Esto lo van a frenar o no?”, y directamente largarse o no. O sea, que no sé si hay que esperar hasta diciembre o no, depende un poco del tipo de inversión que sea y si es una inversión importante para el país creo que la va a aceptar cualquiera.

No hay comentarios

Dejar respuesta